abril 18, 2012

UCL SEMIFINAL IDA: CHELSEA FC vs FC BARCELONA. CLAVES TÁCTICAS.

-pulsar imagen-
ONCES INICIALES
Chelsea FC (Roberto Di Matteo, 4-2-3-1): Cech; Ivanovic-Cahill-Terry-Cole; Meireles/Essien-Mikel; Ramires-Lampard-Mata; Torres.

FC Barcelona (Pep Guardiola, 3-4-3): Valdés; Puyol-Mascherano-Adriano/Piqué; Busquets-Xavi-Iniesta-Cesc; Alves-Messi-Pedro.

Apercibidos de sanción: Meireles, Ivanovic, Cole y David Luiz por parte local y Mascherano y Puyol por el equipo visitante (si las estadísticas de la UEFA no fallan).

CLAVES TÁCTICAS
1.- Sistema 3-4-3 en el FC Barcelona. El equipo de Pep Guardiola no sabe jugar a otra cosa que no sea buscar el resultado y la victoria en el partido, siempre desde la posesión del balón y el juego combinativo. Sabiendo que se va a enfrentar a un rival que carece precisamente de su capacidad para generar juego en el centro del campo, es de esperar que el Chelsea salga a contener en campo propio en busca del contragolpe como única solución para generar peligro junto con las jugadas a balón parado. En esta tesitura considero que lo más favorable para los blaugrana es salir con un 3-4-3 como esquema de partida, en el que Alves y no Alexis sea el jugador que se desenvuelva por la zona de extremo derecho. Los motivos, en el brasileño tienes un jugador que recorre toda la banda, puede ayudar a la contención en jugadas por el mismo costado y su aparición genera más desequilibrio en la defensa rival que si colocáramos un extremo fijo en esa posición. En el otro extremo Pedro porque, a pesar de no estar en su nivel máximo de forma considero que es un jugador mucho más preparado para este tipo de encuentros que cualquiera de los dos canteranos (Cuenca o Tello) y también como respuesta al primer concepto: es mucho más fácil ensanchar el campo con extremos en banda que con un jugador como Cesc o Iniesta que tienda a caer al centro en busca de la pelota.

2.- La ecuación del centro del campo: Chelsea 3+1 vs Barcelona 4+1. Tomando como partida que no contemplo otro escenario que no sea el Chelsea esperando en campo propio para favorecer la única contención defensiva que son capaces de realizar (el equipo de Di Matteo no tiene los automatismos necesarios para ejercer esa contención en campo ajeno), debería intentar sumar el mayor número de jugadores a las ayudas en la parcela central. De ahí que me decline por la presencia de Lampard como enganche y Ramires en banda derecha lo que, junto al doble pivote Meireles/Essien-Mikel, igualaría efectivos en el centro del campo reduciendo espacios e intentando impedir el juego combinativo de los de Pep.

3.- Messi. Es difícil evaluar la aportación que el mejor jugador de la historia del fútbol (que yo haya visto jugar en directo) hace a su equipo pero, en este partido en concreto, su principal aporte debe venir en su caída al centro del campo. Su intercambio de posiciones con Cesc, sobre todo, o cualquiera de los dos extremos es la manera más fácil de generar desequilibrios y espacios en la línea de defensa blue. Junto a esto, sus individualidades y capacidad de cara al gol es un factor imposible de analizar puesto que tendríamos que contemplar multitud de gráficos y opciones en sus movimientos.

4.- Las opciones blue. Todas pasan por el contragolpe y las jugadas a balón parado. En el primero de los casos, al enfrentarse a un equipo que defiende muy arriba con todas sus líneas, la contra ha de lanzarse buscando, con pases en largo, la carrera hacia el espacio de los hombres más adelantados. En este sentido considero que Torres puede aportar muchas más opciones que Drogba en la posición de nueve. Todos tenemos presente el golazo del marfileño en la semifinal de FA Cup ante el Tottenham el domingo pasado pero, aunque sea más efectivo de cara al gol le considero menos capacitado para ejecutar la jugada que da origen al gol del Chelsea ante el Benfica en Da Luz (Cuartos de Final UCL, ida), escenificación perfecta de lo que será el principal movimiento en salida de balón de los de Di Matteo: balón en largo a bandas.
El segundo de los casos es en el que más opciones doy al Chelsea. En las jugadas a balón parado, bien directas (Lampard o Mata) o indirectas/córner (Terry-Ivanovic), es el único aspecto en el que considero netamente superior a los blues respecto a su rival esta noche.


Actualización 20:00 h. (18-04-2012)

ONCES INICIALES.
Chelsea FC (Roberto Di Matteo, 4-2-3-1): Cech; Ivanovic-Cahill-Terry-Cole; Meireles-Mikel; Ramires-Lampard-Mata; Drogba.

Acertamos la predisposición a la ayuda en el centro del campo y erramos en la elección del delantero centro. Desde la perspectiva del técnico italiano es más arriesgado meter a Torres y que te salga bien a quitar a Drogba ante el golazo del pasado fin de semana.

FC Barcelona (Pep Guardiola, 4-3-3): Valdés; Alves-Puyol-Mascherano-Adriano; Busquets-Iniesta-Xavi; Alexis-Messi-Cesc.

A la espera de cómo se dispondrán los jugadores en el terreno de juego, he errado en qué esquema plantearía Guardiola de inicio. Alves jugará como lateral con Alexis por delante. Me parece un error la posición de Cesc o Iniesta en izquierda porque su caída al centro, lejos de generar, eliminará espacios, muy necesarios ante la aglomeración de jugadores que habrá en el carril central.

abril 17, 2012

UCL SEMIFINAL IDA: FC BAYERN MUNICH vs REAL MADRID CF. CLAVES TÁCTICAS.


-PULSAR IMAGEN-
.
ONCES INICIALES
El Bayern de Munich afronta la ida de la eliminatoria con la única baja del central Breno, por lesión. 
Tras varios meses de pruebas en la línea defensiva, Jupp Heynckes parece haber dado con el mejor cuarteto para esa posición, no en vano, en los últimos diez partidos el equipo bávaro ha encajado sólo tres goles repitiendo línea defensiva en nueve de ellos.
Con Robben y Ribery fijos en los extremos y Mario Gómez indispensable en la posición de delantero centro, el 4-2-3-1 de Heynckes tendrá que completarse en base a los siguientes jugadores: Schweinsteiger, Luiz Gustavo, Kroos, Tymoschuk y Müller. Cinco jugadores que definirán las intenciones del Bayern según se dispongan en las tres posiciones restantes.
De todos es sabido que si Schweinsteiger no acabara de salir de una lesión sería titular indiscutible, sin embargo, esa condición de recién recuperado pone en duda su participación desde el principio en un partido de la máxima exigencia como éste. Dudo mucho que, jugando en casa y quedando noventa minutos en el Bernabéu, Heynckes salga de inicio con un doble pivote netamente defensivo como sería el formado por Luiz Gustavo y Tymoschuk, sin embargo, sí considero al brasileño titular indiscutible. Otro jugador fijo desde el principio de temporada, ojo derecho del técnico alemán, es Toni Kroos, bien juegue en el doble pivote, como enganche o incluso en banda izquierda. Según los últimos once titulares el doble pivote sería para Kroos y Luiz Gustavo y en la posición de enganche jugaría Müller, un jugador que se compenetra muy bien con ambos extremos, sobre todo el diestro, y es intenso en la parcela defensiva. Pero tampoco creo que el Bayern plantee un once tan ofensivo desde el principio.
Por todo esto, considero que el once titular que presentará el Bayern de Munich en el partido de esta tarde sería el compuesto por: Neuer; Lahm, Boateng, Badstuber, Alaba; Schweinsteiger, Luiz Gustavo; Robben, Kroos, Ribery; Mario Gómez.

Por parte del conjunto blanco, sin ningún jugador sancionado ni lesionado y toda la plantilla en Munich por deseo expreso de su entrenador, la principal duda está en qué esquema planteará de inicio José Mourinho, el habitual 4-2-3-1 o un 4-3-3. De utilizar el segundo, Lass entraría en el centro del campo por uno de los hombres de la línea de tres cuartos, bien Özil o Di María, sin embargo considero que lo que ambos jugadores aportan al juego del Real Madrid, tanto en ataque como en defensa, esto último pensando en el argentino, es netamente superior a lo que la entrada del centrocampista francés y el cambio al 4-3-3 aportaría al equipo madrileño, que daría en este caso sensación de salir a jugar con el resultado, imagen que al técnico portugués parece no preocupar en demasía.
Otras opciones en el 4-3-3 en lugar de Lass serían Granero y Sahin pero ninguno de los dos parece contar con la confianza de su técnico para este tipo de partidos ni han sido utilizados de principio cuando el Real Madrid ha salido con ese esquema. La última opción en el 4-3-3 sería la incursión de Pepe o Varane en el centro del campo con Xabi y Khedira jugando como interiores pero en el caso del portugués su pareja en el centro de la zaga con Ramos es inamovible y el francés, aunque lo hiciera la temporada pasada en Francia, no ha disputado muchos minutos este año en esa posición.
Otra de las dudas está en la posición de lateral izquierdo. Coentrao es el habitual en los partidos de Champions esta temporada, y seguramente hoy lo siga siendo ante el Bayern, pero aunque mejore levemente la labor de Marcelo en la parcela defensiva, lo que el brasileño aporta en fase ofensiva, tanto en la salida con balón jugado por izquierda como en la definición y asistencia final, supera con creces la aportación del portugués al equipo. De todas maneras, Mourinho parece ver al número doce como un revulsivo para segundas partes en partidos de la máxima competición continental.
En el lateral diestro, el mal momento de forma de Arbeloa en el último mes de competición hace pensar en la posibilidad de dar entrada a Lass en esa posición pero su reciente salida de lesión y la consecuente falta de rodaje me hace desecharla.
Por tanto, considero que el Real Madrid pondrá de inicio su habitual 4-2-3-1, calcando el dibujo del Bayern, y lo hará con los siguientes jugadores: Casillas; Arbeloa, Pepe, Ramos, Coentrao; Khedira, Xabi; Di María, Özil, Ronaldo; Benzema.


CLAVES TÁCTICAS
1.- Los laterales del Real Madrid. Acentuado por el mal nivel mostrado en las últimas semanas por Arbeloa, el escaso rendimiento de Coentrao y el enfrentarse a dos de los mejores extremos del fútbol europeo, Ribery y Robben, la explotación de los duelos en ambos costados del ataque germano será la principal arma que tengan los de Heynckes para decantar el duelo a su favor.

2.- Duelo de nueves. Esta noche podremos ver a dos de los mejores delanteros centros de la temporada tanto en Europa como en sus respectivas competiciones nacionales, Mario Gómez y Karim Benzema. Ambos, cada uno a su manera, serán decisivos en la resolución de jugadas ofensivas de sus equipos. El delantero germano es un jugador muy corpulento pero que se mueve como pez en el agua dentro del área y siempre está bien posicionado para la recepción del pase y su posterior definición. Es un nueve cuya zona de acción se limita al área pero dentro de ella es letal. Por contra, el delantero galo es un jugador que tiene más influencia en el desarrollo de la fase ofensiva de su equipo. Importante en sus movimientos a banda partiendo desde la posición de nueve, esta temporada está mostrándose además decisivo en la definición mostrando un amplio abanico de soluciones en ese arte e, incluso, en la asistencia final al compañero. No en vano, junto a Kaká y Ribery, es el máximo asistente de la Champions League.

3.- El factor Neuer. El portero de la selección alemana puede ser ángel y demonio incluso en numerosas ocasiones dentro del mismo partido. Salvador en la mayoría de ellas, el portero ex-schalke tiene la dudosa cualidad de pifiarla en la acción más sencilla (una mala cesión a un defensa, una salida por alto,...) lo que hace que sus actuaciones se valoren más en relación a esos fallos que a sus aciertos. Eso sí, no deja de ser un excelente portero que esta temporada sí que ha salvado a su equipo en numerosas ocasiones.
Este factor podríamos apellidarlo Casillas por la irregularidad que el portero madrileño está mostrando en los últimos meses, sobre todo en balones por alto. El capitán del Real Madrid no ha sido ese jugador que salvaba puntos para su equipo de otras temporadas sino que se ha mostrado inseguro en la resolución de jugadas a balón parado y poco efectivo en el uno contra uno. 

4.- Sociedades en el ataque blanco. Una de las claves del partido es la superioridad del ataque blanco respecto a la defensa alemana. Hombre por hombre me atrevo a decir que sólo el lateral diestro Lahm puede considerarse un jugador de nivel en su posición. Del resto, el lateral zurdo Alaba es un jugador que ataca mejor que defiende y Boateng y Badstuber en el centro de la zaga son jugadores que van a sufrir mucho ante la velocidad y el intercambio de posiciones de los hombres del ataque blanco. En este sentido, la asociaciones entre Benzema y Ronaldo, por izquierda, y Di María con Özil, por derecha, serán muy importantes para generar desequilibrios y los consecuentes espacios en la defensa bávara. El francés ha de caer a banda equilibrando las diagonales de CR7 al centro para buscar la espalda de Lahm-Boateng y dejar espacio a su espalda a las llegadas de compañeros desde segunda línea. Por izquierda, el principal peligro de Di María son las diagonales al centro buscando, al igual que Ronaldo, bien el disparo desde la frontal o la asistencia al interior del área que tan bien ha ejecutado a lo largo de toda la temporada. Ante las escasas ocasiones en las que Arbeloa se desarrollará por banda derecha, la caída de Özil a esa banda será fundamental para combinar con el argentino y dar solución de continuidad al juego madridista en esa parcela.

5.- Los banquillos. En ambos equipos nos encontramos con jugadores determinantes que pueden variar el signo del partido en un momento determinado pero más en el equipo visitante que en los locales. El Bayern cuenta como principales opciones ofensivas con Olic y Müller, mientras que el Real Madrid tendrá como opciones para el segundo tiempo a Marcelo, Kaká, Higuaín o Callejón, quien está cuajando una magnífica temporada en la competición continental. Ya en la ida de los cuartos de final ante el APOEL, la entrada en el segundo tiempo de Marcelo y Kaká decantó el partido ampliamente para el bando visitante mostrándose ambos jugadores bien compenetrados y resolutivos en sus acciones.


6.- Apercibidos de sanción. El Bayern de Munich ha de ser muy cauteloso con las amonestaciones en el partido de esta noche puesto que nada menos que cinco de sus posibles titulares se perderían el partido de vuelta en el Bernabéu de ver una tarjeta amarilla. Son: Kroos, Boateng, Müller, Luis Guztavo y Alaba. Por parte del Real Madrid, sólo el brasileño Marcelo se perdería la vuelta de ser amonestado esta noche.